martes, 8 de enero de 2013

LOS HUMANOS MÁS ANTIGUOS

La evidencia genética apunta a que los grupos étnicos llamados khoi y san sudafricanos podrían ser descendientes de los primeros humanos anatómicamente modernos separados del tronco original. Ambos grupos presentan el haplogrupo matrilineal (ADNmt) L0, escindido del macro-haplogrupo L (el de la Eva mitocondrial) hace entre 140 y 170.000 años. Una revisión reciente (Aylwyn Scally y Richard Durbin, 2012: “Revising the human mutation rate: implications for understanding human evolution” Nature Review Genetics 13: 745-753) del reloj molecular retrasa la divergencia hasta los 250-300.000 años. Tal separación se habría producido en África Oriental, donde también hay grupos que presentan, en menor escala, el mismo haplogrupo (hadza y sandawe). Luego los ancestros san y khoi habrían emigrado a África Austral hace 120 o 144.000 años.
Los khoi y san presentan también el haplogrupo patrilineal (ADN-Y) A, junto con poblaciones de Etiopía, Sudán del Sur y África centro-occidental, cuya antigüedad es de 141.000 años.
Un estudio publicado en 2012 en Science, dirigido por Carina Schlebusch, del departamento de Biología Evolutiva de la Universidad sueca de Uppsala, ha demostrado la antigüedad genética de los san y los khoi. Se trató del análisis de 2,3 millones de variantes de ADN en 220 personas de centro y sur de África. El estudio recoje una diversidad étnico-genética importante dentro de la familia khoisan, lo cual sugiere una gran complejidad en la historia evolutiva de la misma. La diversidad genética de los subgrupos apunta a una separación ocurrida hace 35.000 años entre los san del norte de Namibia y Angola y los khoi-san de Sudáfrica. A su vez los khoi derivan de un grupo san del Sur.

Los khoisan se dividen en subgrupos étnicos según sus variantes lingüísticas. Existen tres familias lingüísticas clasificadas geográficamente: Khoisan del Norte y del Sur, correspondientes a la etnia san o !kung (bosquimanos), y la Central, correspondiente a los khoi (hotentotes). En la primera familia se incluyen los grupos: !Xu, !'O-!Xu, Zhu/Hoa y //X'au-//'E. La familia lingüística del Sur comprende al grupo !Xo.
La familia lingüística central comprende a los grupos Khoekhe y Khoe. En el primero se incluye a los nama. El segundo comprende a los siguientes grupos y subgrupos: Kxoe (Kxoe, //Ani, Buga y g/Anda), Naro-g//Ana (Naro, g//Ana, g/Ui y #Haba), Shua (Cara, Deti, /Xaise, Danisi y Ts'ixa) y Tshwa (Cua, Kua y Tsua).
Los actuales san y khoi parecen ser herederos directos de la cultura de la Edad de Piedra Tardía africana llamada Wiltoniense (8.000 a 1.000 a.C. aproximadamente).  Se trata de una cultura caracterizada por el uso de herramientas microlíticas geométricas. Dejaron un legado de enterramientos en cuevas (provincia occidental del Cabo y montes Drakensberg) y pinturas rupestres (Apollo 11, Wonderwerk, Game Pass). Incorporaron rudimentos de actividades agrarias por influencia de culturas neolíticas. Acorralados por los bantúes sobrevivieron en zonas marginales hasta épocas históricas. El caso de la llamada Cultura Gwisho (2800 a 1700 a.C.) de Zambia representa una fase final del Wiltoniense. Eran cazadores-recolectores y presentaban enterramientos en túmulos, costumbre que perduró entre los actuales san. Los gwisho desaparecieron ante la presión de los inmigrantes bantúes.










La cultura Wiltoniense convivió con la cultura de tradición macrolítica Magosiense de Kalambo Falls (15.000 a 5.000 a.C.)-atribuíble quizá también a los ancestros de los actuales khoisan-. Mientras que el Magosiense aparenta ser una derivación de la cultura centroafricana Lupembiense (30.000 a 12.000 a.C.), la Wiltoniense parece seguir a la Cultura de Robberg (18.000 a 8000 a.C.), sucesora, entre otras, de la tradición Howieson's Poort (70.000 a 40.000 a.C.). La raíz de estas tradiciones líticas podría ser la cultura Stillbayense (80.000 a 25.000 a.C.), cultura de la Edad de Piedra intermedia africana que, a través del proto-styllbayense (150.000 a 80.000 a.C) enlaza con el Fauresmithiense (750.000 a 200.000 a.C.), o Achelense sudafricano, en la Edad de Piedra temprana africana. También podría tener relación con la cultura sangoense (100.000 a 80.000 a.C.), si bien esta se desarrolla en el centro-occidente de África, y podría ser un precedente de los actuales pigmeos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario